Desenmascarando los Sistemas Anticontaminación

FICHAS_BLOG_LAURE


EN PALABRAS DE LAUREANO LÓPEZ: Desemascarando los Sistemas Anticontaminación

Hablar de Sistemas Anticontaminación es, valga la redundancia, hablar de contaminación. Hoy en día, prácticamente el 100% del parque móvil se mueve con motores que utilizan combustibles fósiles desarrollados a partir del petróleo. Motores que emiten gases y que, en definitiva, contaminan.

Pero hagamos antes un poco de memoria. Volvamos a hasta los años 90, década en la que nacen las normativas EURO para dar solución a esta problemática; Obligan a los fabricantes de automóviles a cumplir con ciertos requisitos para comercializar unidades menos contaminantes. De hecho, previamente ya existían sistemas anticontaminación orientados a los motores gasolina, considerados entonces más contaminantes por emitir CO (monóxido de carbono), tóxico para el ambiente y para el hombre. Es al descubrirse, algunos años después, que los motores diésel contaban con gases como NOx (óxido de nitrógeno) y partículas de hollín, cuando surgen las EURO, que evolucionan rápidamente, con grandes exigencias de cara a los fabricantes de vehículos.

Actualmente convivimos con la EURO VI (de septiembre de 2014), pero fue la EURO V (en su versión para turismos) la que sacó al escenario de la automoción los Filtros Antipartículas FAP/DPF; Uno de los sistemas qué más quebraderos de cabeza producen hoy a los técnicos, en forma de averías.

Para ponernos en situación, FAP o DPF (Sistemas Anticontaminación) es un componente del tramo de escape que se encarga de retener todas las partículas de hollín sólidas generadas por los motores diésel y que evita su salida al exterior (impidiendo así que contaminen el medio ambiente). El problema es que dicho filtro acaba por obstruirse provocando un taponamiento del tramo de escape. El sistema FAP/DPF es el encargado de regenerar este taponamiento, para lo que eleva la temperatura de los gases y del filtro para incinerar las partículas y renovar la capacidad de retención.

El problema con el FAP/DPF (Sistemas Anticontaminación) surge en trayectos urbanos, habitualmente de poca velocidad y poca distancia. Esto hace que la regeneración no se realice adecuadamente (para hacer una correcta regeneración pasiva del vehículo éste debe tener el motor trabajando entre 2500 y 3000 PRM, durante un tiempo superior a 20 minutos). Es aquí donde los profesionales deben conocer a la perfección tanto el funcionamiento del sistema como las averías que genera (el diagnóstico puede ser complejo). En muchas ocasiones, antes de sustituir el sistema se suele apostar por regeneraciones y limpiezas del mismo, opciones más económicas, ya que la factura del cambio suele acercarse a los 1.000€.

TEXTO FAP - Sistemas Anticontaminación

Lo más importante es saber que nunca y bajo ningún concepto se debe anular el Sistema de Filtro Antipartículas. Esta opción, por la que se vacía físicamente el filtro y se programa el software de las unidades de control afectadas para que no detecten su ausencia (y provoquen regeneraciones), es absolutamente ilegal. En primer lugar, los niveles de contaminación de nuestro vehículo ascenderían vertiginosamente. Por otro lado, si la ITV detectara de alguna forma esta intervención, podría multar al dueño y obligarle a montar todo el tramo del escape nuevo y original.

Los talleres que realizan esta práctica se enfrentan con sanciones muy elevadas. En muchas ocasiones, a partir de denuncias a la Policía Nacional y a la Fiscalía Coordinadora de Sala de Medio Ambiente y Urbanismo por parte incluso de los propios clientes. De hecho, hace unos meses uno de mis colegas del sector recibió la visita sorpresa de un agente del SEPRONA camuflado (Mystery Shopper) que acabó multándole inicialmente con 80.000€ por trabajar con un equipo de diagnosis pirata y ofrecer al cliente la anulación del Sistema Anticontaminación, FAP. No son leyendas urbanas y la Guardia Civil ya está muy pendiente de que nuestro sector se profesionalice y abandone las posibles prácticas ilícitas.

Es por todo esto que en Carsmarobe formamos a los profesionales del sector de la posventa para que diagnostiquen adecuadamente y conozcan todos los procesos de regeneración del Filtro de Partículas. Así podrán manejar las opciones más adecuadas a cada vehículo y asesorar correctamente a sus clientes. Como hemos visto, existen varias opciones legales para regenerar el filtro antes de tener que proceder a su cambio que, en cualquier caso, deberá sustituirse siempre que así se requiera.

El próximo sábado 21 de mayo Carsmarobe imparte un curso de Diagnosis y Mantenimiento de Sistemas Anticontaminación de 8 horas en sus instalaciones de Móstoles (Madrid). Más información haciendo click aquí.

CURSO FAP CARSMAROBE - Sistemas Anticontaminación

Sin Comentarios

Añadir Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *